Nacional y economía

Desolador balance: Sistema frontal: Cifra de desaparecidos aumenta a seis y casi ocho mil personas se encuentran aisladas

Santiago, Chile

Agencias

La ministra del Interior, Carolina Tohá, detalló que hay 1.578 albergados y 3.383 damnificados, además de cerca de 2.800 mil viviendas presentan daños y siguen siendo dos los fallecidos.

El Gobierno entregó un nuevo balance respecto del sistema frontal que afecta a la zona centro-sur del país y confirmó, entre otros datos, que hay seis personas desaparecidas y casi ocho mil se encuentran aisladas.

«Tenemos un total de seis personas desaparecidas, las dos que originalmente conocían el caso, que se extraviaron hace dos noches atrás, el bombero que intentaba hacer un rescate y la persona que intentaba rescatar, más otros casos que han llegado a las comisarías a través de denuncias. Son casos de presunta desgracia», sostuvo la ministra del Interior, Carolina Tohá, tras el Cogrid nacional.

En la misma línea, reveló que «hay 7.977 personas aisladas, 1.578 albergadas y 3.383 damnificadas», mientras que siguen siendo dos las fallecidas. En cuanto a las viviendas, la secretaria de Estado expuso que 1.951 están con daño menor, 751 con daño mayor y 54 con pérdida total.

«La situación en la noche ha significado una mejoría importante en gran parte de los territorios afectados, pero sigue habiendo situaciones que preocupan mucho», precisó Tohá y realizó un breve análisis por región.

En Valparaíso, «donde la principal preocupación es el sector de Los Andes que sigue sin agua, se están haciendo trabajos que van a permitir que a mediodía se empiece a restituir el servicio», dijo.

En O’Higgins, acotó que con «la descarga programada (del embalse) en Rapel, se ha logrado ir disminuyendo el caudal y por los tanto los riesgos de inundación, lo que es una buena noticia».

En Maule, «en Colbún durante la noche llegamos a tener una sobrecarga de 50% respecto a lo que habitualmente se está descargando desde Rapel, por lo que en algún minuto fue importante el flujo y en el entorno de Constitución hay mucha agua. Todavía se tienen que ver los efectos de esa descarga». Además, advirtió que la preocupación principal está en el rescate de un adulto mayor.

En Ñuble, la mayor inquietud «sigue en la localidad de Ñiquén, que es la zona más afectada. Se hará un esfuerzo importante de evacuación, hay una pareja que preocupa que está sobre un techo. Tenemos cortes de ruta».

En Biobío, «se inició en la mañana un esfuerzo por rescatar a la lactante que está enferma y aislada. En esa ocasión no se pudo por las condiciones climáticas, pero se espera tener ventanas para un nuevo intento. La niña sigue con fiebre, pero no ha empeorado su situación. En Hualqui la condición empeoró. El río Biobío en su desembocadura tuvo un flujo importante, pero no a niveles críticos».

Por último, expresó que en la «RM, la condición de fragilidad del agua ha ido disminuyendo, tenemos más reservas, podemos estar un poco más tranquilos».

Añade aquí tu texto de cabecera

Comparte en:

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Email

Comenta este artículo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 + dieciseis =