Política

Boric y la prensa Por Abraham Santibáñez

Abraham Santibáñez, Premio Nacional de Periodismo 2015

Periodista titulado en la Universidad de Chile. Elegido presidente del Colegio de Periodistas, el 25 de Julio de 2008. Es miembro del Consejo acreditador de la Sociedad Interamericana de Prensa (CLAEP) con sede en Buenos Aires.Miembro de número de la Academia Chilena de la Lengua.

Los periodistas -a quienes se nos han agregado en los últimos años los usuarios de las redes sociales que aspiran teóricamente a lo mismo- creemos que nuestro papel es comunicar lo que piensan y dicen las autoridades, a “todos los chilenos y chilenas”.

Según hemos podido comprobar los chilenos, en los 25 meses que lleva en La Moneda, el Presidente Boric ha mostrado notorios cambios de opinión en importantes temas, nacionales e internacionales, económicos, sociales y políticos.

Todos estos virajes, basados en la comprobación de que su alianza de gobierno no tiene las mayorías que necesita son obviamente positivos. Pero su revisión de hecho de la mirada al periodismo no ve así.

En junio de 2021, cuando era diputado y precandidato presidencial, aplaudió tajantemente en un tuit la libertad de expresión: “Viva la libertad de expresión que incomoda al poder”.

En el poder, en una posición inevitablemente “incomodable”, ha tenido altercados con periodistas y comentaristas, descalificándolos a menudo.

Ahora le molestan las preguntas de los medios de comunicación.

El último incidente se produjo cuando se negó a responder acerca del significad de su frase: “Para que se entienda más claro: más Narbona, menos Craig”.

Por lo que ha trascendido, la explicación es que pudo confundirse con los apellidos maternos de los hijos del patriarca Andrónico Luksic.

A estas alturas, parecía un caso superado, pero en vez de resolverlo con una frase breve o una nota de humor, optó por una pésima alternativa:

“Yo le respondo a los chilenos y chilenas. A todos los chilenos y chilenas”.

Los periodistas -a quienes se nos han agregado en los últimos años los usuarios de las redes sociales que aspiran teóricamente a lo mismo- creemos que nuestro papel es comunicar lo que piensan y dicen las autoridades, a “todos los chilenos y chilenas”.

Esta responsabilidad la tenía muy clara Fray Camilo Henríquez, al momento de echar a andar La Aurora de Chile hace más de dos siglos:

“Está ya en nuestro poder, el grande, el precioso instrumento de la ilustración universal, la Imprenta.

Los sanos principios el conocimiento de nuestros eternos derechos, las verdades sólidas, y útiles van a difundirse entre todas las clases del Estado.

(…) La voz de la razón, y de la verdad se oirán entre nosotros después del triste e insufrible silencio de tres siglos”.

A nadie se le puede exigir que mantenga una misma postura durante toda su vida.

Si errar es humano, también es humano cambiar de opinión si así lo exigen nuevas informaciones o puntos de vista.

No es el caso de si tiene o no la guitarra en la mano.

Abraham Santibáñez
Premio Nacional de Periodismo 2015
Sigue su Blog abe.cl

Te puede interesar: La democracia es más fuerte

Añade aquí tu texto de cabecera

Comparte en:

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Email

Comenta este artículo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 × 4 =